Skip links

Orientación online para padres / Gladys Veracoechea, psicóloga infantil-juvenil

Si usted es una persona que requiere ayuda para intentar solucionar algún problema relacionado con su hijo, no lo piense más. No importa en qué ciudad o país viva, una consulta online puede ayudarle a aclarar dudas y a introducir cambios dentro del hogar que puedan favorecer a su hijo.

El asesoramiento online no sustituye la terapia presencial con el niño, pero sí ayuda a los padres para informarse más sobre determinados temas, aclarar qué pueden hacer desde el hogar, recibir orientación para introducir algunos cambios dentro de la dinámica familiar, recibir pautas conductuales, etc.

Correo: gladysveracoechea1@gmail.com/
Telf: 0034 654862607 (Madrid).- Egresada de la Universidad Católica andrés Bello (Caracas). Consulta: Modesto Lafuente 5, 28010, Madrid (Chamberí)

Autora de los libros: El déficit de atención sin fármacos (Psimática, 2a ed. 2012) y del libro La evaluación del desarrollo del niño preescolar (Servieditoriales, 4a edición, 2018).

¿Cuándo solicitar ayuda?

Los padres deben solicitar ayuda si ven en su hijo actitudes o conductas que les preocupen. Entre los motivos de consulta más frecuentes se pueden señalar: ansiedad, dificultad para relacionarse con otros niños, problemas de atención, hiperactividad, dificultad para acatar  normas y límites, problemas de la rutina diaria tales como: rabietas, control de esfínteres, dificultades con la alimentación o el sueño, etc.

También, los padres solicitan ayuda cuando se están separando y desean recibir orientación para que los niños se afecten lo menos posible con esta situación. Si usted considera que necesita una ayuda de este orientación online, solicite una cita informativa (gratuita) de 20 minutos. En esta cita tendrá la oportunidad de plantear el problema que le preocupa, se aclarará la forma de trabajo, nos conoceremos y fijaremos el plan de acción pertinente.

Para solicitar una cita online (o presencial) escriba a gladysveracoechea1@gmail.com 

Dejar un comentario

Name*

Website

Comentario

  1. Buenas tardes, soy madre soltera tengo una hija de seis años, la verdad es una niña complicada no me hace caso, tampoco le gusta comer.

    1. Hola María Cecilia, ambos aspectos (no hacer caso y no querer comer) son conductas importantes y que deben ser analizadas profundamente con la finalidad de lograr establecer cuál es el origen real de las dificultades en la niña. Con relativa frecuencia hay que hacer un importante trabajo con los padres, para esto lo primero es que los padres, o en este caso la madre, esté dispuesta a iniciar y mantener un trabajo continuo de orientación, conozca bien los aspectos que están involucrados en ambas conductas, aprenda a establecer de forma constante normas y límites y especialmente conozca e introduzca dentro del hogar los cambios en la relación madre/hija que fortalezcan el vínculo.
      Estoy a la orden si está interesada en recibir orientación online solicitando una cita a gladysveracoechea1@gmail.com
      Gracias por escribir y muchos saludos

  2. Hola, hijo 7 años diagnosticado TDAH, indicaron metilfenidato, con problemas en aula, con alto nivel de frustracion, con episodios de violencia hacia pares y adultos. No ha aprendido a leer ni escribir por no voluntad de el. En casa no respeta ni cumple normas ni límites, los cuales son en algunas ocasiones difusos y desautorizaciones de abuelos, sin embargo con sus pares tiene buena relación y se adecua a la interacción
    normal de niño.
    Quisiera probar alternativas, tales como flores, magnesio, dieta relativamente sana no consumimos mayormente pollo si azúcar refinada pero rubia, actualmente en intervención psicológica. En

    1. Hola Paulina: son varios los factores que es necesario explorar con tu hijo. No me dices en tu comentario si lo estás medicando. Veo que está con atención psicológica, ¿se le hizo un buen psicodiagnóstico para identificar el origen de sus dificultades? Además, es necesario intervenir en el aspecto que señalas de normas y límites dentro del hogar. Los límites deben ser firmes (no blandos), y límites firmes no implica castigos y regaños. Todo lo contrario, cuando las normas y límites se establecen correctamente los niños saben a qué atenerse y se sienten más seguros.
      Te invito a entrar en mi Aula Virtual (www.servieditoriales.net) y allí verás una clase gratuita sobre normas y límites, que pienso puede serte de utilidad.
      Por otra parte, si es de tu interés, te pongo a la orden mis consultas online de orientación a padres. Puedes escribirme a gladysveracoechea1@gmail.com
      Un cordial saludo
      Gladys Veracoechea Troconis
      Psicóloga infantil-juvenil